La historia de cuando Fray Servando Teresa de Mier fue a la cárcel
Pensé muchas cosas,
las agrupé y les di un sentido.
Había empezado el libro.
Meth Z
Gerardo Arana

Mi devoción por escritores “raros” como Alfred Jarry, Boris Vian, Mario Levrero, Gerardo Arana, entre otros, es un secreto a voces, a tal grado que, una bella dama me obsequió un ejemplar de un gran autor que de forma inmediata se ganó un lugar dentro de mi modesta biblioteca, su nombre: Reinaldo Arenas.

reinaldo-arenas

Recuerdo esas pláticas en donde el tiempo volaba debido a que sólo hablábamos de literatura, pues gracias a ella descubrí lo que era vivir El mundo alucinante en medio de la espuma de los días. Aunque ambos teníamos diferencias literarias, puedo decir que disfruté leer a un escritor latinoamericano con un estilo, si bien muy similar al de Vian, pero con una mejor técnica para construir historias alucinantes y disfrutar de tan grata compañía.

Con El mundo alucinante uno se deja llevar de la mano del célebre personaje histórico, fray Servando Teresa de Mier, convertido en protagonista de esta singular novela, quien cuenta su vida entre los siglos XVIII y XIX. En donde narra que, a causa de sus ideas poco ortodoxas, el fraile dominico sufre en carne propia no sólo exilios, sino persecuciones e incluso, fue a parar un sinnúmero de veces a la cárcel. Entre sus innumerables andanzas recorre España, Francia, Inglaterra, Italia, Estados Unidos y Cuba, sus aventuras en cada lugar son tan insólitas que lo dejarían en los anales de la historia, haciéndolo trascender para siempre. Esto sólo lo pudo haber logrado un escritor como Arenas, creó una auténtica novela de rocambolescas aventuras, pero insertándola dentro de la tradición del barroco cubano.

Es de resaltar el trabajo de Reinaldo Arenas alrededor de la estructura de El mundo alucinante al crear un sentido de totalidad en el texto al momento de cambiar de voz narrativa, de un narrador omnisciente en tercera persona a un narrador protagonista, por ejemplo: “Tocó a la puerta. Toqué a la puerta y entré. El coro de novicios, vestidos de blanco, ya me estaba esperando”.

fray-servando

  Es gracias a este recurso que la novela de aventuras sobre figura del pícaro, cándido, aventurero y exaltado fray Servando Teresa de Mier puede adscribirse en la corriente de la patafísica, la cual está dedicada al estudio de las soluciones imaginarias. Esto se ve cuando fray Servando, escapa de la cárcel en España bajando con un paraguas:

—¡Jesús!— dije yo— imaginándome que el muy pícaro pensaba hacerme una violación, pues de un fraile español siempre hay que esperar lo peor. Pero sentí un gran alivio cuando me dijo que lo que cargaba allí era un paraguas para que yo escapara, y al momento lo desembolsó.

—Tírate por la ventana y con él no tendrás problemas— me dijo, abriéndolo y poniéndolo en mis manos.

CA00093001Al terminar de releer la novela de Arenas, intenté buscar a la bella dama perdida dentro de los laberintos de mi memoria, con el fin de contarle mi fascinación por el manejo de la estructura patafísica dentro de El mundo alucinante, así como también decirle las semejanzas y diferencias que había notado entre diversas obras; incluso quería regalarle un ejemplar de una novela contemporánea de un escritor queretano que retoma elementos de varios autores “raros”. Sin embargo desapareció sin dejar rastro y el único recuerdo que me dejó fue la novela de un cubano que habla sobre la vida de fray Servando Teresa de Mier y un beso de buenas noches que guardo bajo la almohada.

Atzin Nieto

COMPARTE:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *